Emma Thompson ('Cruella'): "Solo pude ser mala con la dulce Emma Stone a base de negronis"

La película, que recrea los orígenes de la icónica villana de '101 Dálmatas', se estrena el 28 de mayo en las salas de cine y en Disney+ (Acceso Premium). En una rueda de prensa reciente, la actriz contó como ha sido interpretar a la baronesa.

"Hacer de mala es maravilloso". Así resume Emma Thompson su paso por Cruella, la última película de Disney, que llega a los cines este viernes 28 de mayo y estará disponible en Disney + con coste adicional. En esta película, que explora los orígenes de la malvada De Vil, la actriz británica protagoniza un magnífico duelo de villanas que analizó en una rueda de prensa donde participó SensaCine. Thompson se mete en la piel de la baronesa Von Helmann que se enfrentará a Emma Stone en el papel de Cruella.


"Al igual que a Emma Stone, me interesa mucho el lado oscuro de un personaje femenino, porque rara vez se nos permite experimentarlo. Se supone que en los personajes femeninos todo es bueno y agradable, ¿no es así?", comentó Thompson.


La actriz agradece que la baronesa sea una villana de verdad, ya que casi siempre ha interpretado a mujeres buenas, formales y generosas. Aunque confesó entre risas que le resultó duro ser mala con su rival, y lo compensó a base de cócteles.


Y para ser mala con la dulce Emma Stone tuve que hacer un esfuerzo, básicamente tomando negronis, uno tras otro, por las noches Thompson, con más de 30 años en la industria, confesó que participar en esta película ha sido casi como un viaje en el tiempo. Cruella está ambientada en el Londres de los años 70. La época y la ciudad donde la actriz pasó su adolescencia. Por ello, los perfectos detalles del filme la hicieron retroceder a su juventud.


"Para mí fue como volver a la adolescencia. Yo nací en 1959, así que en los 70 yo iba de comprar a la ciudad en un autobús como el que sale en el film, el 159. Fue como volver a ser una niña explorando Londres de nuevo". Además, algunos de los figurantes llevaban ropa muy similar a la que ella utilizaba en su época.


La actriz, que comenzó su carrera con la adaptación cinematográfica de Enrique V (1989) y en la que se familiarizó con los trajes de época, explicó, sin embargo, que una de las partes más difíciles de interpretar a la baronesa fue el vestuario. Los trajes, diseñados por la oscarizada Jenny Beavan, son auténticas obras de arte, pero también trampas casi mortales para las actrices, sobre todo los corsés.


"Orinar era difícil e involucraba que te acompañara un equipo de personas", recordó la actriz. Otro problema era la altura de los zapatos, con sus tacones de aguja, a los que Thompson no está acostumbrada. "Eran un desafío total, porque en mi vida personal no uso nada más alto que unas sandalias, de verdad...".


Cruella nos traslada a una época desconocida de la gran villana de Disney. Seguimos a una joven estafadora llamada Estella en su camino por convertirse en una diseñadora de moda de renombre en plena revolución punk del Londres de los 70.


Estella forma una familia muy peculiar con otros ladrones, todos con ganas de crear problemas y llamar la atención. La baronesa Von Hellman, toda una leyenda de la moda, escucha hablar de Estella y quiere conocerla, pero su relación destapará una serie de secretos y trágicas revelaciones. La joven sacará su lado más perverso y acabará convertida en la Cruella que todos conocemos. Para descubrirla, tienes una cita con la película dirigida por Craig Gillespie que llega a las salas de cine este viernes 28 de mayo y a Disney+ (con Acceso Premium).



Agregar un subtítulo.gif